Comida de astronautas para la enfermedad de Crohn

Ejemplo de comida para astronautas. Imagen de www.nasa.gov

Ese el el títular que podemos leer en la edición electrónica de ayer del Corriere della Sera.

Según este periódico un  israelí llamado Raanana Shamir, pediatra gastroenterólogo del Schneider Children’s Medical Center en Tel Aviv, propone el alimento que usan los astronautas en sus viajes espaciales como terapia alternativa a los esteroides ayudando a los enfermos pediátricos  a conseguir largas remisiones de esta enfermedad crónica (su artículo  publicado recientemente en la Revista de Gastroenterología Pediátrica y Nutrición, asegura que el 60-70% de los pacientes ha obtenido una remisión de los síntomas en sólo 6-8 semanas).

Gracias a ello los niños no sufren los efectos secundarios, tales como la malnutrición o el retraso del crecimiento. El tratamiento nutricional en Israel parece tener éxito, aunque el mismo Shamir reconoce que aún no saben la causa real del porqué de su funcionamiento.

Shamir quiere convencer a la comunidad médica que el tratamiento nutricional “de los astronautas” puede tener un papel, al menos en los niños, como tratamiento de primera línea contra Crohn.

Sin embargo, los  expertos italianos consultados por el Corriere della Sera piensan que “Hay demasiadas dudas sobre su eficacia real“, en especial por qué el mismo tratamiento no tiene el efecto deseado en los adultos.

Sindrome del Intestino Corto

Tránsito intestinal de un paciente con un síndrome de intestino cortoEl síndrome de intestino corto (SIC, o también llamado simplemente fracaso intestinal) es una pérdida anatómica o funcional de una parte del intestino delgado que ocasiona un cuadro clínico de graves alteraciones metabólicas y nutricionales debidas a la reducción de la superficie absortiva intestinal efectiva. Dicho de otra manera  es “aquella situación en la que el intestino es incapaz de mantener la vida”.Es probable que esta afección se desarrolle particularmente cuando se extirpa la mitad del intestino o más durante una cirugía. Los factores de riesgo abarcan enfermedades del intestino delgado que pueden requerir cirugía, como son  la enfermedad de Crohn y la colitis ulcerosa. La clínica asociada al SIC también está en función de la longitud y la zona de intestino delgado afectada, la presencia de enfermedad subyacente, la presencia o ausencia de colon y de válvula ileocecal y la naturaleza de la enfermedad de base.

Se consideran en riesgo de padecer síndrome de intestino corto las siguientes situaciones:

Continuar leyendo “Sindrome del Intestino Corto”